sábado, 23 de mayo de 2015

LA ESCALADORA TAFALLESA MIRIAM GARCÍA, EN EL RECUERDO

Se cumplen 25 años de la muerte de la escaladora navarra en el monte Meru Peak del Himalaya hindú, siendo arrastrados también por el alud Jesús Bueso y Miguel A. Lausín.
La recién clausurada exposición de San Telmo Museoa, "Mendia", recogía imágenes suyas, y el Club Vasco de Camping quiso homenajearla de alguna manera con una histórica proyección que tituló genéricamente "Miriam García, la estrella que sigue brillando", una vez más todo un acierto del club donostiarra y de su presidente Txema Garay. Y las películas que vimos de Miriam escalando nos trajo a la memoria gratos recuerdos de su existencia. Y todo ello cuando llegaba el aniversario de su desaparición.
Hoy, a tres días de que se cumplan esos 25 años de la muerte de la gran escaladora navarra, hemos querido recordarla en estas páginas en donde tantas cosas hemos escrito a lo largo de la corta -murió a los 26 años- pero intensa vida de Miriam.
Cinco lustros han pasado y todavía me acuerdo como si me lo estuviera diciendo ayer mismo "prefiero contártelo a la vuelta". La alpinista navarra Miriam García Pascual y sus compañeros de expedición Miguel Ángel Lausín y Jesús Bueno fallecieron víctimas de una avalancha en el intento a la pared del Meru North en la India el 25 de mayo de 1990. La noticia de su muerte fue un jarro de agua fría.
Miriam y sus amigos se iban al Himalaya. Ella y Jesús acaban de regresar de Malí, donde realizaron interesantes escaladas en las paredes del Kaga Tondo, La Mano de Fátima, etc. Pasaban del calor africano al frío del Himalaya. Del continente negro regresaron y me lo contó todo con pelos y señales. Del Himalaya no regresó y no me lo pudo contar....Recuerdo que hablando con Miriam de su campaña africana no quería darme muchos detalles de su próxima expedición al Himalaya diciéndome claramente: "Juanma, prefieron contárteelo a la vuelta.....".
Un año después de su muerte, recogiendo sus notas, haciendo una recopilación de sus escritos en la que colaboraron el alpinista vizcaino Juanjo San Sebastián y la familia de Miriam, Desnivel Ediciones de Madrid editó el libro póstumo de Miriam García Pascual "Bájame una estrella", es el reflejo de quién era ella. Con motivo de la exposición de Mendia, se dedicó un día a la mujer escaladora, acordándose especialmente de Miriam. Y aquí estuvo Carmen Pascual, su madre. Precisamente a ella, a su madre, Miriam le incluía en la dedicatoria al comienzo de su libro, un libro que tras muchas ediciones es ya un clásico de la literatura de montaña. Y escribía frases tan emotivas en su dedicatoria como ésta. "Pero sobre todo hay una mujer, la que espera, héroe de hazañas, sin nombre ni grandeza, la que siempre está y a la que debo la vida tan hermosa, que me ha tocado vivir...., a mi madre".
Miriam quería vivir libre, en libertad. Y así le decía a su amatxo. "Nací pájaro y nunca me podré atar, mamá, es el precio que pago por la libertad". Tras esta frase, al tiempo, su madre, después de su muerte le correspondió diciendo: "Miriam nació pájaro y amaba la libertad. Pero haberla conocido es lo más bonito que me pasó". La exposición Mendia, haciéndose reflejo del valioso legado que nos dejó la escaladora navarra, recogía en uno de sus paneles otra gran frase de Miriam. "Que nunca falte una montaña en tus sueños".
Miriam García se había convertido en una gran escaladora. Ya había estado en 1986 en Yosemite, pero le gustó volver. Como también regresó en 1988. Pero 1987 iba a ser su año viajero cumpliendo un gran sueño, un gran viaje que culminó a los siete meses. Viajó a Estados Unidos para escalar una vez más el Capitán, el Capi como le llamaba ella. "El 8 de mayo tomábamos un avión a San Francisco, un avión sólo de ida, la vuelta era un enigma....La vida carecía de tiempo y espacio. Simplemente nos íbamos". Son frases que dejó escritas Miriam en su fantástico libro.
Tras realizar buenas y grandes escaladas en Yosemite, bajaron a Perú y en la Cordillera Blanca ascendieron a bonitas montañas como el Huascarán, Alpamayo, Artesonraju, etc. Siguieron viaje hacia Chile, para culminar su periplo en las paredes patagónicas de Argentina, Fitz Roy, Cerro Torre, etc. Todo esto lo pudimos ve en una magnífica proyección-charla que, también a través del Vasco de Camping, en Donostia en enero de 1990. Allí estuvimos con Miriam, allí me contaba nuevas historias, nuevos proyectos, sin entrar en matices....., "ya te contaré", decía, demostrándome que esa era su máxima, insistiendo en que "prefieron contártelo a la vuelta". Miriam García, en el recuerdo.

Juan Manuel Sotillos, en El Diario Vasco