jueves, 5 de noviembre de 2015

LA CONFLUENCIA EN GALICIA SE LLAMARÁ "NA MAREA", SIN EL NOMBRE DE PODEMOS

Galicia se volverá a convertir en referencia en la unidad de las fuerzas rupturistas que concurren a las elecciones generales. Tal y como sucedió en las elecciones municipales el acuerdo entre los partidos Anova, Esquerda Unida (IU) y Podemos es, salvo un giro que no se contempla, un hecho. Durante la tarde de ayer, según informan a cuartopoder.es fuentes cercanas a las negociaciones, se avanzó en algunas cuestiones clave que estaban retrasando el pacto. Una de los aspectos acordados por los tres partidos fue que la denominación de la candidatura no llevará el nombre de ninguno de ellos. El nombre con más consenso, según las fuentes consultadas, es “Na Marea!” (En Marea!). Podemos era la fuerza más reticente a que no apareciera su marca, puesto que tanto en la asamblea de Vistalegre como en el referéndum realizado este verano era una de sus condiciones. El partido morado ha aceptado finalmente cambiar este requisito, aunque los logotipos de la papeleta serán el del partido de Pablo Iglesias y otro específico de la Marea. En cualquier caso, el acuerdo aún no está cerrado al cien por cien puesto que debe ser refrendado por cada una de las organizaciones.

También es probable que aparezcan en la papeleta, como nombres más secundarios, las denominaciones de los tres partidos. Desde Podemos tendrán que justificar el cambio en la hoja de ruta ya que las fuentes consultadas por este medio aseguran que los representantes de este partido han aceptado el acuerdo. Sin embargo, fuentes oficiales de Podemos en Galicia señalan a este medio que “siguen las negociaciones y no hay nada cerrado”. La cuestión de que aparezca el logo en la papeleta puede ser uno de los puntos clave, algo que las otras fuerzas ven incluso como positivo desde el punto de vista puramente electoral, según algunas fuentes dela negociación.

Otro punto importante avanzado ayer es que se usará un método participativo de primarias para elegir a los candidatos. No serán unas primarias al uso, según señalan las fuentes consultadas, por los tiempos cortos que quedan para presentar las listas, hasta el día 16. Pero sí una fórmula que permita a la gente participar. Es decir, un sistema que permita que la gente refrende unas listas presentadas y acordadas por las fuerzas políticas. Lo más probable es que Anova realice unas primarias internas para decidir sus candidatos, entre los que no se descarta Xosé Manuel Beiras. La forma jurídica será una coalición entre los tres partidos. La intención inicial era que las mareas municipalistas y ciudadanas lideraran el proceso, pero el alto volumen de trabajo acumulado durante los primeros meses de Gobierno han dificultado esa opción. El objetivo de la candidatura, que tendrá personalidad jurídica propia, es conseguir crear un grupo parlamentario propio en el Congreso si se obtienen buenos resultados.

El acuerdo, además, tiene un objetivo a medio y largo plazo. Se creará una especie de foro político donde estarán las mareas y otras iniciativas populares. Será un nuevo espacio político específico y compartido para gestionar el proyecto. Las elecciones autonómicas gallegas del año que viene están en el horizonte y desde Galicia recuerdan que desde el surgimiento de AGE en 2012 el proceso sigue y sigue acumulando fuerzas y gente. Respecto al reparto de candidatos en las listas, hay una propuesta encima de la mesa pero que puede modificarse todavía. Las provincias con más opciones para obtener representación son, según las fuentes consultadas, A Coruña y Pontevedra. En la primera el número 1 sería para Podemos y el 2 para EU. En la segunda el número 1 sería de Anova.

Por su parte, desde el espacio de Encuentro por una Marea Galega celebraron ayer una asamblea en la que se valoró como un escollo el modelo de primarias planteado por las fuerzas políticas. “No es del todo satisfactorio para que la ciudadanía pueda participar”, explica Gonzalo Rodríguez, portavoz de la iniciativa. Señala que el modelo es “tremendamente garantista” para los partidos al haber listas planchas, no poder presentarse candidatos de forma independiente y tener que reunir una serie de avales para presentarse. Por ello piensan que se limitan las posibilidades. Así que durante el día de hoy se planteará una pregunta telemática para que los participantes de este proyecto decidan entre todas las alternativas posibles para apoyar o no la candidatura. El BNG, por su parte, participará en otra candidatura dentro una plataforma llamada Iniciativa do Poblo Galego.

Cuarto Poder