lunes, 2 de junio de 2014

CERCA DE 800 DANTZARIS TXIKIS BAILAN EN TAFALLA

Las danzas y los bailes más característicos de Navarra, junto a sus típicos trajes e indumentarias, así como sus alegres melodías llenaron ayer de colorido las calles de Olite, San Martín de Unx, Barásoain, Artajona y Tafalla, al convertirse en la sede del Nafarroako Dantzari Txiki Eguna 2014, una cita anual que este año congregó a cerca de 800 participantes pertenecientes a 23 grupos de dantzaris txikis de diferentes localidades.

Concretamente, los grupos que acudieron a Tafalla fueron Agoitz, Alai Gaztea, Amaiur, Eluntze, Eugi, Haritzi, Hulargi, Idoskia, Jaso Ikastola, La Única, Oberena, Orritz, San Fermín Ikastola, Tafallako dantzariak, Tantirimairu, Tutera, Txibiri, Ardantzeta, Baietz, Ortzondo, Otsagi, Tortotxiki y Uharte.

La concentración, organizada en esta ocasión por la Federación de Danzas de Navarra-Nafarroako Dantzarien Biltzarra y por los tres grupos de dantzaris txikis que en estos últimos años están funcionando en Tafalla y que pertenecen a tres centros educativos (Escolapios, colegio público Marqués de la Real Defensa e ikastola Garcés de los Fayos), sirvió para demostrar que los bailes y el folclore de nuestra tierra se mantienen vivos entre las nuevas generaciones, gracias al esfuerzo de jóvenes voluntarios que transmiten a los niños y niñas los pasos y sus peculiaridades, y así lo destacaron los organizadores, al elogiar y agradecer el trabajo que desarrollan los monitores que se encargan de enseñar a los pequeños a lo largo del año cada uno de los bailes que exhibieron con gracia y desparpajo en la jornada de ayer.

En una breve intervención desde el kiosco de la Plaza de Navarra, Juan Carlos Ornat, representante de la Federación de Danzas de Navarra-Nafarroako Dantzarien Biltzarra, agradeció el trabajo de los organizadores y colaboradores y el respaldo recibido por los ayuntamientos de Tafalla y de los otros cuatro municipios que acogieron el evento. Igualmente, reclamó "un mayor apoyo" al Gobierno de Navarra, recordándole que "las danzas son una parte de nuestra cultura y de un patrimonio que es de todos".

Los actos comenzaron a las 10.00 horas con una recepción y un pequeño aperitivo de bienvenida en cada una de las cinco localidades en las que desfilaron y actuaron los grupos de dantzaris txikis (Olite, San Martín de Unx, Barásoain, Artajona y Tafalla). Acompañados de grupos de txistularis, gaiteros y fanfarres, a partir de las 10.30 horas se iniciaron las exhibiciones. A las 11.30 horas todos los participantes se reunieron en Tafalla, donde recorrieron diferentes barrios distribuidos en dos alegres kalejiras hasta confluir todos ellos, a partir de las 12.30 horas, en la plaza de Navarra, donde tuvo lugar el acto central de la jornada.

Divididos en dos grandes grupos, ubicados a ambos lados del kiosko, los dantzaris interpretaron Agintariena, Eskudantza, Zazpi Jauzi, Fandango eta Arin-arin, Neskadantza de Jaurrieta y el Zortziko de Lanz. Como sorpresa final, con el acompañamiento de la Banda de Música La Tafallesa y de los gigantes de la ikastola de Tafalla, todos bailaron al unísono un Zortziko y la Biribilketa. La jornada finalizó con una comida en el frontón cubierto del colegio Escolapios.

Diario de Noticias